Ayer estaba justo conversando con Enrica de este comic (con dos ricos frapuchinos caminado por Broadway, frente a Columbia). Así que hoy me puse a revisar los archivos y aquí está: Este documento prehistórico, este comic del año 96.

El dibujo es malo, (tirando para malo pero con esfuerzo-nunca mejoré mi estilo-); sin embargo la historia creo que todavía está en algo. Y hoy está más vigente y de acuerdo con nuestro estado de ánimo, luego de ver a Alan García con los brazos abiertos y celebrando en la página web del New York Times. Perú, Perú: El Hombre Gol.

Según dice el documento en cuestión, tenía 23 años cuando lo dibujé, participó en la categoría 20-25 y ganó el primer lugar entre más de 600 participantes. El tema era libre y yo era estudiante de Ciencias de la Comunicación.

La historia es producto de algún sueño que tuve ese año. Un buen año pues saqué mi título de la de Lima, viajé con 180 dólares en bus hasta Bogotá para Rock al Parque (cruzando Ecuador) y me quedé allá 3 semanas, sobreviviendo no sé como. Además fue el año del fabuloso trip espacial Lima- Cuzco con Rossella y las peores 72 horas, frío Glacial helado, en bus desde Arequipay hasta el ombligo del mundo; y publiqué Resina Recuerdos pastrulos: leyendo mi libro de Posicionamiento, preparándome para sustentar mi tesis en las ruinas de Sacsahuamán.

El hombre Gol pretende ser ese ser mezcla de Inkarri y Wiracocha con el que todos los peruanos sueñan que algún día se resolverán mágicamente los problemas. Es el peruano mentalizado para ganar, el que no se contenta con ser siempre segundón en cualquier certamen en el que un equipo peruano participa, ni medalla de plata en las olimpiadas de Seúl, ni mejor partido de México 70, ni segundo puesto en final de Copa Libertadores. El tipo al que no le complace mirar los goles de Cubillas ni llenarse la boca con las llevaditas de Cueto y el gol de Barbadillo ante Argentina, con Maradona y todo.

Esta historia empieza en uno de los momentos más bajos –en mi opinión–, en la autoestima nacional. Esa veraniega tarde española en que Polonia le metió 5 goles al equipo de las estrellas: Barbadillo, Cueto, Duarte, Quiroga, Velázquez, Oblitas, Cubillas. Allí un típico hombre de clase baja limeña, lleno de rabia -y de alcohol- es llamado por Dios para ser el entrenador del Mesías, el que sacaría al Perú del hoyo de los fracasos.

Bueno aquí está, son 4 paginitas, espero que se lea bien porque lo estoy posteando como fotos. Solo hagan click en la foto y esta se agranda. Y si alguien sabe donde está el Hombre Gol, pásenle la voz a ver si postula el 2011 y de paso si nos clasifica para el 2010. Creo que ya nos toca.

Anuncios