Trato de renovar mi pasaporte, pero no tengo las tres fotos. Llego corriendo a Lehman para empezar el trabajo del Bronx Journal. En el camino tomo unas fotos de los carteles en Jerome, para Presencias. Voy con Yini a comprar el almuerzo en la cafetería. Yini estaba un poco tensa y se le ha derramado el llanto. Almuerzo en el despacho de Patricio, que me habla de Cadena, un poeta venezolano, de los mejores. Yo le hablo de Watanabe. El chasco ha sido lo de ir hasta Castle Hill, luego de deshacernos del borracho que buscaba donde mear en Lehman, para tomarle fotos al boxeador Joey Rios. No hay Ríos y ha sido una hora de viaje. Molesto llamo al estudiante encargado de la nota y a la directora, Marjorie Rosen. Ando medio down por Manhattan, buscando el libro de Steven Wallace en Strand (han cerrado buena parte de la tienda por reparaciones) hasta que me como un sandwich buenazo en una deli cerca de Union Square y me empieza a funcionar el cerebro. Llego tarde a casa, pongo el despertador para las 5:50 am.

Anuncios